Nuevas competencias digitales para los responsables de marketing

Evidentemente, la mercadotecnia ha cambiado. El marketing digital se ha consolidado como la piedra angular del éxito comercial. En consecuencia, los profesionales han de adaptarse a la nueva realidad existente.

No solo eso: la sociedad, las personas, los mercados y los públicos también han cambiado. Muchísimo, ¿no te parece? La nueva situación exige adecuarse a la actualidad y reclamar nuevas competencias al responsable de marketing de cada empresa.

La insospechada capacidad para analizar los comportamientos de los consumidores, el big data, el auge de las tiendas online y las nuevas formas de comunicación empresarial requieren perfiles ejecutivos diferentes. ¿Quieres saber qué demandan las empresas actualmente?

El big data y el nuevo marketing

Hoy y siempre, la esencia del marketing es conocer las necesidades del público, anticiparse a ellas y promover su adhesión a nuestros productos o servicios frente a los de la competencia. En la definición, tenlo claro, nada ha cambiado.

Sin embargo, las nuevas tecnologías ponen a disposición de los responsables de la mercadotecnia gran cantidad de datos útiles para identificar, conocer y satisfacer a los potenciales consumidores.

El análisis de los hechos siempre ha sido un aspecto clave al establecer estrategias y políticas mercadotécnicas. Ahora, la principal novedad es que, gracias a la digitalización mercadológica, el acceso a esa información es exponencialmente mayor y mejor. Así, vas a disponer de datos objetivos en tiempo real, los cuales puedes compilar y conectar rápidamente.

En buena lógica, los análisis previos a las tomas de decisiones son mucho más minuciosos y eficaces. Eso es, al menos, lo que se exige a cada nuevo responsable de marketing.

Cualidades necesarias para el big data en marketing

La nueva situación de las empresas, los mercados y el público exige a los profesionales de la mercadotecnia contar con nuevas capacidades y competencias.

Estas son algunas de las que debes tener más presentes:

   -Capacidad analítica para detectar las tendencias. La información accesible nunca ha sido tanta y, en consecuencia, has de ser capaz de discernir y aprovechar la idónea. Viene bien tener conocimientos sobre los programas de análisis de datos, pero lo fundamental es saber interpretar los hechos presentes tras las cifras reunidas. Necesitas, más que nunca, saber separar el grano de la paja. Enfocar lo importante frente a lo accesorio y decidir para la vida real desde los datos informáticos.

   -Buena adaptación al entorno digital. La dimensión online es un factor clave incuestionable en cualquier negocio actual. Si quieres dedicarte al marketing, tienes que aprender a desenvolverte con naturalidad en ese universo. Así, tienes que manejar correctamente videoconferencias, equipos en remoto, herramientas y aplicaciones web, gestión de e-mails y mucho más.

   -Aprendizaje continuo. Este punto está muy relacionado con el anterior. Los cambios son una constante, así que precisas estar preparado para seguir formándote y adecuarte a las nuevas exigencias de tu actividad, tecnológicas o no.

   -Dinamización del tráfico web. El sitio web es un elemento decisivo en el futuro comercial de tu empresa. Tanto si tienes una tienda online como un escaparate o un blog, como responsable de marketing, has de saber gestionar el tráfico, atraer usuarios y concretar adhesiones.

   -Dominio del funnel o embudo de conversión. La relación con el cliente se ha vuelto mucho más estrecha y permanente. ¿Eres capaz de mimarlo siempre, en cualquiera de los momentos en los que se encuentre? Eso se te va a exigir, actualmente, como responsable de mercadotecnia.

Nuevas formas de comunicación empresarial

Internet y las redes sociales han modificado cómo nos relacionamos las personas. Y no solo entre nosotros, también con las empresas y las marcas.

Como consecuencia de ello, se han convertido en los principales canales de comunicación entre ambas partes. ¿Una novedad que precisas tener clara? Ese intercambio de información jamás fue tan bidireccional. Ya no se trata solo de emitir mensajes; ahora es aún más importante escuchar y adaptar nuestras respuestas a lo que cada target espera.

También es fundamental utilizar los canales indicados para tu público. Por lo tanto, debes saber cuáles son en todo momento.

Rasgos requeridos para la comunicación digital en marketing

Como no puede ser de otra manera, este cambio de paradigma ha modificado sustancialmente el día a día de los responsables de marketing y comunicación de las empresas.

A continuación, repasamos juntos cuáles son los principales conocimientos y habilidades que precisan, actualmente, los marketinianos en el campo de la comunicación digital:

   -Desenvoltura y comprensión del social media. No requieres ser un friki de las redes sociales ni estar en todas ellas a destajo. Pero sí es fundamental conocerlas y profundizar en sus características para poder integrarlas correctamente en tus estrategias de comunicación y mercado. Lo fundamental es identificar qué redes usa tu target, cómo y por qué. Así, tu marca podrá estar ahí donde ellos suelen buscar su información.

   -Videomarketing. El 80 % de las empresas utilizan los audiovisuales en sus estrategias comerciales o publicitarias. Es el presente y el futuro comunicacional, por lo que tienes que estar al corriente de su manejo, su gestión y su dirección estratégica.

   -Adecuación del SEO. Otro recurso fundamental para atraer clientes es el posicionamiento natural en buscadores, especialmente en Google. Como especialista en comunicación y mercadotecnia, te hace falta contar con los conocimientos suficientes en esta materia. Como ocurre con los vídeos, no se trata de dominar la técnica y escribir tú mismo todos los textos de un modo impecable. El objetivo es poder reconocer qué funciona y qué no, para exigirlo a los especialistas e impulsar una acción siempre eficaz en este plano

   -Reputación online. La imagen de marca siempre ha sido lo más importante en cualquier estrategia comercial. Este elemento decisivo en la adhesión y fidelidad de los públicos ha de gestionarse ahora, también, digitalmente. En estos canales todo es inmediato y el riesgo de difusión masiva de los desaciertos es máximo. La gestión de imagen corporativa, en definitiva, ha de extenderse también al mundo online.

En resumidas cuentas, los nuevos tiempos exigen nuevas competencias a los responsables de la comunicación y la mercadotecnia actuales.

Si no dominas el marketing digital, difícilmente las empresas confiarán en ti para su área mercadológica. Ya has dado el primer paso: has identificado cuáles son las competencias y conocimientos que necesitas potenciar. Sigue en esta misma dirección.

Si necesitas más información sobre nuestra formación en marketing clica aqui